EVA Y SUS ADANES by Pura María García

EVA HABLANDO DE ADÁN

MI ABUELA ESTÁ EN LA EDAD DEL PAVO (II)

ABUELITAS by ARGENTINO

ABUELITAS by ARGENTINO

Mi abuela es lo que yo llamaría una viuda yeyé.

Tras un montón de años de mal-timo-nio, como ella dice, se encontró con un nuevo estado civil que traía en el pack una serie de ventajas fiscales.

De repente, le llegó notificación de una pensión de viudedad:

“Ala, menos mal. ¿Has visto? El mismo dinero que yo guardaba en un apartadito sin que tu abuelo lo notara…va y ahora me lo dan oficial y no en negro. Esto es la monda…”

Y con esa sisa declarada ya oficial y legal, que le permite dejarse de escondrijos y comprarse los botes de crema PONDS con mínimos remordimientos, también le llegó una tarjetita de color dorado de sospechosos poderes:

“Mira, parece una tarjeta mágica. Se la enseño al de la RENFE y me hace descuento. Le muestro una esquinita al del autobús y me hace pasar y me da el sillón más cercano a la ventana. Hija, esta tarjeta es la lámpara de Aladino en versión extraplana. Es  magia de plasma, como los televisores gigantes de El Corte Inglés. La única pega que tiene es que se la enseño a tu hermana y ni viéndola se olvida de dejarme por las tardes a esas hijas  tan bordes que tiene. Y además, con la tarjeta ligo un montón…”

Ese es el tema estrella de mi abuela.

Es la versión yeyé de Umbral: si la invitas a tomar café o a pasear o a cualquier otra actividad, ella se te pone a disertar sobre el ligoteo, los ligues y el amor-que-desgrava. Y, ojo, que si le cortas te sale, como el escritor con melena y bufanda citado, con una fresca de la suyas: “¿Qué no te interesa? Hija, a ver si te crees que sobre el ligoteo te lo sabes ya todo…¡Ja! Ya me preguntarás, ya…”

Ella tiene una teoría fantástica. Dinero y herencia para dejarnos y refrescarnos su memoria sin chantajes –como ella dice con toneladas de ironía- no tiene mucho pero teorías…

Según ella, el amor es como el Fairy. Al principio del en-amor-a-miento…, la espuma sale casi sin frotar. Espumita amorosa y suavecita, burbujitas de pasión que son tan transparentes, tan bonitas, tan sugerentes…

Al pasar unos años, y aquí depende de si el detergente nombrado lleva fosfatos, aloe, jabón de Marsella o butifarra catalana, la espumita se transforma en colorcito verde sin burbujas. El estropajo ha de frotar un poco más, los platos no te quedan tan brillantes y…

Tras un tiempo, llega lo que Candelaria ha bautizado con una de sus expresiones más célebres, recogidas y utilizadas en miles de ocasiones por sus nietas, encabezadas por la abajo firmante: el periodo biodegradable. Aquí, en esta fase y por la biodegradación, el amor se va  a la porra. Las burbujas se vuelven ampollas; el color verde, morado; el frotar, rascar, insistir y repetir y los platos parecen, tras lavarlos, un espejo de tienda de esas minimalista y art-popera, de los que quedan bonitos pero no puedes ver un pimiento.

Candelaria -le decimos cuando llega con su explicación a este punto “vajillístico” -entonces…se acaba el Fairy, digo el amor, y  ¿qué queda?.

Sus nietas nos miramos, probablemente porque estamos pensando en nuestras respectivas botellas de Fairy y repasando para buscar en nuestra memoria datos fehacientes que avalen que A NOSOTRAS, POR SUPUESTO, no nos pasa lo que a todas y que nuestro LAVAVAJILLAS está perfecto y sin biodegradar.

¡¡¡Ja, Ja y Ja!!!

Candelaria tiene la respuesta.

Y esta frase no es el título de un consultorio sentimental. Sencillamente, mi abuela sabe lo que hay tras el periodo biodegradable del amor:

“Anda, no hagáis un drama. Te quedas sin Fairy pero llegas a mi edad y aparece el amor-que-desgrava. Ese, ese sí que es el bueno”

¡¡¡Joder, un amor que desgrava!!!

Tiene que ser la pera limonera porque a mi, personalmente, el amor no solo no me desgrava sino que me cuesta un ojo de la cara.

No sé cómo me lo monto pero, cada vez que me enamoro de un adán, lo hago en períodos cercanos, sospechosamente, a su aniversario, santo o lo que sea. Y, claro, en la época de la espumita…le hago un detalle que, si se supera la fase del primer-tanteo, se convierte no en detalle sino en regalo-casi-con-mayúsculas. Ya no sé la de ropa, carteras, bolígrafos chulos, camisetas, relojes y otros que llevo ya reglados a distintos adanes. Vamos, que en lugar de amor, yo lo que ejerzo es de restauradora. Les restauro el armario, la marroquinería, la boligraforería…pero este es otro tema…

Mi abuela llama al amor que pasa de los 50 amor-que-desgrava:

“Hija, no hay que ser muy lista para entenderlo. Tú estás viuda y yeyé, que con el cartílago de tiburón, los antioxidantes, la soja y el Pilates eliminas casi del todo los riesgos de momificación. En el parque o en los bailes de salón está él. Da igual si se llama Pepe, Pepito o José, que a esta edad lo único que les cambia es la cantidad de pelo que les quede. Y, para no darles el gusto a  los de hacienda y al gobierno, os rejuntáis pero sin formalizar. Vamos, que fructificáis sin hacerlo legal. Y practicáis el amor del centro de día: todo el día haciendo de tortolitos y, por la noche, cada mochuelo a su olivo. Ala, y cada uno sus Tanakenes y sus pastillitas. Y que venga hacienda a preguntar. No somos todos unos modernos, pues ala, Pepe es mi pareja pero de maltimonio y pagar en junio, na de na”

Candelaria y su Pepe, que a veces le dura lo que a mí mis adanes, son unos modernos y llevan una vida marítima de lo más original y armónica. Ni conflictos, ni peleas por el lado de la cama que quieren ocupar, ni…

Yo voy a dejar de comprarme los tochos esos de revistas para mujeres modernas y actuales y voy a tomar ejemplo de mi abuela Candelaria…y a buscarme un Pepe que no sea biodegrade…que me desgrave…que…

Joder…pero ¿qué hago con mi Fairy actual, Candelaria?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Textos registrados en SAFE CREATIVE

El tiempo es un guasón…

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 14 seguidores

Blog Stats

  • 48,286 VISITAS AL BLOG
A %d blogueros les gusta esto: